Get Even More Visitors To Your Blog, Upgrade To A Business Listing >>

Callie y Arizona: resumen de episodio 12×22 Anatomía de Grey

Tags: callie arizona

La semana pasada en Anatomía de Grey sufrimos mientras que Callie y Arizona intentaban encontrar testigos fiables entre sus amigos que les ayudaran en el juicio por la custodia de Sofia y por fin ha llegado el momento que tanto temíamos. ¿Listas para sufrir?

Callie y Arizona no se ponen de acuerdo

El episodio comienza haciéndonos un repaso de toda la historia entre Callie y Arizona. Y no voy a mentirles, yo sufrí muchísimo cuando lo primero que vi en mi pantalla fue la escena del beso en el baño. Imágenes de las chicas juntas y felices y como su relación se fue degradando poco a poco pasaron por nuestra pantalla. Menudo recordatorio justo antes de empezar. Todo esto mientras oímos de fondo a Meredith hacernos la introducción a la historia del juicio de Salomón.

Y pasado el momento las cosas pintan muy negras, porque Callie y Arizona están hablando mediante sus abogados para intentar ponerse de acuerdo, pero no llegan a ningún lado. Callie insiste en irse con Sofía, Arizona en que se quede con ella y ambas ofrecen custodia compartida, pero el problema es que las dos quieren a Sofia viviendo a tiempo completo con ellas con lo que es prácticamente imposible y deciden que se van a juicio.

De momento las cosas pintan peor para Arizona básicamente porque solo tiene 2 testigos mientras que Callie tiene 3.

Callie abrazando a Sofia

Llega el momento del juicio y Callie lleva a Sofia a casa de Meredith para que Maggie la cuide en lo que dura el juicio. La morena lo está pasando muy mal y casi asfixia a la pequeña cuando se despide porque obviamente la moneda está en aire y no sabe que va a suceder. Lo único bueno de toda esta situación es que Sofia no tiene ni idea de lo que está sucediendo y solo piensa en jugar con Zola.

Arizona por su parte está en el hospital trabajando porque Jenny (¿Se acuerdan de ella? Es la chica embarazada que no se lo quería contar a su madre), ha sufrido un accidente y hay que revisarla. Parece que todo está bien pero tiene algo de fluido así que hay que hacer una exploración. Karev se encargará junto con el obstetra de turno porque nuestra patinadora tiene que salir pitando.

Arizona hablando con Richard

Al igual que Callie, Arizona lo está pasando muy mal. Menos mal que tiene a Richard de su parte porque sufro por ella. Y ¿qué mejor amigo que Richard para pasar por estas cosas? Porque no es por nada pero el hombre es como un papa, un amigo y un osito cariñoso al mismo tiempo. Una buena mezcla. Y Arizona lo necesita mucho, lo notamos cuando Callie llega al juicio acompañada de Penny y su abogada con cara de “lo tengo todo controlado”. Vamos, que jugar al poker con Callie no puede ser bueno porque se ve que es buena a la hora de fingir.

Callie y Arizona meditando

¿En serio nos van a hacer esto niñas?

El juicio empieza con la jueza hablando por todas nosotras e intentando por última vez que las dos lleguen a un acuerdo. Porque esto solo puede traer desgracia y destrucción.

Doctora Torres, Doctora Robbins, los juicios por custodia son sin excepción extremadamente difíciles para todas las partes, incluida su hija. Las cosas que se digan aquí sin duda serán duras y no se olvidan jamás. Siempre le pregunto esto a los padres antes de empezar cualquier juicio: “¿De verdad están seguras de que quieren continuar?”.

Creo que todas nosotras teníamos la esperanza de que algún rayo de luz las iluminara y resolviera este asunto de manera positiva y madura pero ¿cuando nos ha hecho un milagrito de estos Shonda? No sé ni porque seguimos con esperanzas…

Así que dicho y hecho, el primero en subir al estrado es Owen, que apunta que Callie es una buena madre y profesional y dice habla sobre su trabajo con las prótesis para los veteranos. DeLuca sube al estrado por Arizona y dice que jamás pensó que vivir con un niño pudiera ser interesante, pero que Arizona y Sofía son tan felices juntas que hacen que su día mejore solo llegar.

Penny testificando

No me llaman perfect little Penny por cualquier cosa

Luego Penny sube al estrado y todo va perfecto. La mujer ahí respondiendo como pro sin sudar y todas nosotras entornamos los ojos porque es “Prefect Little Penny all over again” y la abogada de Arizona le lanza dardos en plan: “¿cuál es su juguete favorito?” y Penny lo sabe contestar todo. Sinceramente, me dio hasta un poco de acidez estomacal.

Pero luego, su confianza empieza a decaer porque no recuerda lo que llevaba Sofia puesto esa mañana y tampoco sabe en que grado está y de ahí en adelante es como una bola de nieve que termina con una avalancha tremenda. El testimonio de Penny ha perjudicado claramente a Callie que termina asustadísima en la sala de espera. Igual la abogada le dice que se relaje y ponga de nuevo su cara de poker porque tiene algunos ases bajo la manga.

Mientras tanto, en el hospital la pobre de Jenny tiene el útero perforado y el obstetra que está cubriendo a Arizona no es muy ducho que digamos. Pero Alex tiene que apoquinar con él porque la patinadora no está por ahí.

Bailey testificando

La cara de Bailey nos representa a todas

De vuelta en el juicio vemos a Bailey subir al estrado. Teóricamente sube a testificar por Callie pero eso no significa que no quiera y aprecie a Arizona, por eso cuando la abogada intenta utilizar su testimonio para dar a entender que Arizona tiene muchísimo trabajo y eso va en detrimento de sus habilidades como madre, se le eriza el vello de la nuca y de inmediato defiende a la patinadora.

Bailey: Yo nunca pondría el éxito de una mujer en la columna de cosas en contra.

La cámara hace un paneo a la cara de Callie y es de incomodidad, pero la abogada sigue ahí cual martillo que no para y queda claro que sí, el horario de Arizona es más impredecible que el de Callie y tiene a estar más tiempo fuera de casa.

El juicio termina por ese día y Arizona sale pitando al hospital para ver el desarrollo del caso de Jenny. De momento parece que la cosa va bien con el parche así que puede tranquilizarse y salir pitando porque le toca Sofia.

Callie y Meredith bebiendo

Ya podrían pasarnos la botella para poder llegar al final de este episodio

Meredith se ha ido a pasar la noche a casa de Callie y las dos están bebiendo. La morena no puede dejar de pensar en que esa pudo ser la última vez que pasa la noche con Sofia y la sensación de estar ahí sin ella de repente la hace dudar de todo lo que está haciendo.

La conversación trae a colación a Mark porque Callie piensa que su amigo hubiese odiado esta situación, la hubiera encontrado totalmente inaceptable. Y en este momento extraño tanto a Mark, porque sí, a veces era un pesado, pero también era la persona de Callie, el que le ponía los puntos sobre las íes y le decía cuando estaba metiendo la pata. Y no nos equivoquemos ¡está metiendo la pata hasta el fondo!

Callie: Me despierto cada noche pensando que tal vez he empezado algo que no debí haber empezado. No tendría que elegir entre una persona a la que quiero y otra persona a la que quiero.
Meredith: Espero que no tengas que hacerlo.
Callie: Lo he intentado Meredith. He intentado no amar a Penny con tanto ahínco…
Meredith: Lo sé, todo esto apesta.

Como yo soy una eterna optimista me he aferrado al uso vago y misterioso que Callie le ha dado a la frase “no tendría que elegir entre una persona que quiero y otra persona que quiero”. Porque generalmente, cuando hablas de tu hijo no te refieres a “una persona” siempre dices “Entre mi hija y una persona que quiero”. Así que lo dicho, yo me aferro a que Callie se refiere a Arizona en esa frase. Pero la gente común y corriente, no obsesa como yo (aka mi amada y mis amigas) todas han coincidido en que lo decía por Penny y Sofia. Igual en mis conclusiones finales explicaré el porque lo pienso. Pero que sepan que cuando hablábamos de este asunto he preguntado en el grupo: “¿Soy yo que veo fantasmas o ustedes también lo pensaron?” y Genix me respondió con un emoticono de fantasma…. LOL.. yo ahí lo dejo.

Meredith testificando

Somos una villa lesbicanaria

A la mañana siguiente, Arizona corre a dejar de nuevo con Maggie a Sofia. Pero con todo lo que está pasando a su alrededor se le hace un poco tarde y no le da tiempo de hacerle de desayunar. Encima Sofia se empeña en irse con ella y al final le dice que la odia. ¡Auch! Sufro por Arizona porque dependiendo de lo que pase hoy esto podría ser una puñalada en su corazón que jamás se olvida.

Volvemos al drama, digo al juicio y esta vez le toca a Meredith subir al estrado. La rubia habla de como Callie y ella se han apoyado siempre y como ha visto a la morena ser una madre estupenda en todas las situaciones posibles. El testimonio de Meredith en general es muy bueno, pero la abogada de Arizona tiene más colmillos que una loba en celo y de inmediato gira la situación haciendo ver que esa amistad y esas ayudas que se proveen mutuamente no existirán en Nueva York, porque toda la familia y amigos de Callie y por ende de Sofia están en Seattle. ¡Auch! Pero que conste que es algo totalmente cierto y que yo ya había apuntado en mi resumen.

Richard-testificando

Richard por su parte es un testigo muy sólido por Arizona y no se cansa de decir lo buena mamá y persona que es. Pero si la abogada de Arizona tiene colmillos de loba la de Callie es directamente una vampiro chupasangre. Y sangre es precisamente lo que quiere sacar, porque saca a colación el montón de veces que Richard y Arizona se han ido de juerga a flirtear con chicas guapas en la trivia y es como ¡Auch! ¿En serio? Y la cara de Arizona cuando lo escucha es un poema porque es verdad que se han cambiado noches con Sofia para salir pero eso es algo común entre ellas y este ha sido un golpe bajo.

¿Acaso no recuerdas The Universe and You Callie?

¿Acaso no recuerdas The Universe and You Callie?

Callie sube al estrado a testificar y cuenta como cuando nació Sofia estuvo a punto de morir y fue su amor por su pequeña lo que le salvó la vida. En este momento creo que no hay nadie a quien no se le hayan puesto los pelos de punta porque ese episodio nos rompió el corazón a todas y recordarlo nos deja heridas de muerte otra vez. También porque si hay algo que ninguna de nosotras puede dudar es que Callie ama a Sofia con todo su corazón. Podemos tener cualquier otra duda, pero esa no, Callie ha estado siempre ahí para su hija.

Arizona testificando

Estas lágrimas vivirán siempre en mi memoria

Le toca el turno a Arizona de subir al estrado y luchar por Sofía, pero no nos da tiempo a oír hablar de la parte buena porque una vez más la abogada de Callie va a degüello insistiendo en que Arizona no es la hija biológica de la rubia.

Arizona: Te voy a detener ahí mismo, por tu propio bien. No vas a insinuar que soy menos madre de Sofia porque no tenemos el mismo DNA porque eso sería ofensivo para cualquier persona en este cuarto que tuviera un hijo adoptivo o sea un hijo adoptivo. Y que intentes decir eso… YO ELEGÍ SER LA MADRE DE SOFIA. No fue algo que me cayera del cielo. Tuve que tomar una decisión, pude irme o quedarme, podía haber huido y elegí ser su madre. Y es la mejor elección que he tomado en la vida.

¡Y yo la he amado tanto por decir eso! Porque siempre he sido la pesada que dice que fue Arizona quien tomó esa decisión y no Callie que la obligó a quedarse con ella. Por mujer que mucha gente insistiera en que Arizona no es más que una especie de pelelé en manos de Callie. Sí, tomar esa decisión terminó con muchos de sus sueños, pero también le regaló el sueño de Sofia, uno que ella no esperaba, pero que se ha convertido en una de las cosas más importantes de su vida.

No quiero ni empezar con la estrategia de la abogada de Callie porque creo que se me fue toda la sangre del cuerpo cuando lo he visto. Ha sido la jugada más sucia que ha existido en este universo y aún no entiendo como Callie ha permitido algo así, porque si hay algo en lo que la morena ha sido consistente a lo largo de todas las temporadas ha sido siempre en darle su lugar a Arizona como madre de Sofia. Incluso en sus peores momentos, como cuando le metió el cuerno pudieron ponerse de acuerdo y ella respetó ese lugar y ahora esto ¿en serio? Me parece totalmente fuera de carácter para el personaje sinceramente pero voy a apoquinar y a seguir con el resumen.

Durante todo el discurso de Arizona le ha estado sonando el teléfono. Es Alex porque Jenny está en quirófano y el obstetra inútil quiere sacar al bebé de Jenny aún a sabiendas de que eso lo matará y Alex no tiene otra opción que llamar a Arizona que es la única que puede salvar al bebé. Entonces nuestra rubia se ve en una encrucijada ¿elije el trajo y la vida de un pequeño humano o sigue ahí intentando defenderse? Porque encima con todo lo que ha dicho la abogada de Callie puede hacerla parecer como si eligiera una vez más el trabajo por encima de su hija.

Arizona: Quiero a mi hija, y la quiero conmigo pero sé que no importa cómo termine esto, sobrevivirá. Estará sana y salvo y la cuidarán y la querrán, porque somos sus madres. Pero hay un niño en el hospital que no sobrevivirá si no estoy ahí, así que tengo que irme… tengo que hacerlo…

Callie se queda literalmente con la boca abierta y en este momento, conociendo como termina la historia de Salomón yo tuve cien por ciento claro quien iba a ganar este juicio.

Callie y Arizona platicando

A la mañana siguiente, Callie y Arizona se encuentran a la entrada del tribunal, las dos están a la espera de la resolución.

Callie: No importa lo que el juez decida, yo sé que tú eres una buena madre también. Y quiero decirte que esto no cambia eso.
Arizona: Las cosas que han permitido que dijeran de mí… yo nunca, nunca te hubiera hecho algo así… Nunca.

Callie intenta decir algo, porque está claro que sabe que Arizona tiene razón y que está arrepentida de lo que ha pasado en el juicio, pero justo en eso llega Penny y jamás sabremos lo que quería decir. ¡Dios Penny estás hasta en la sopa!

Callie llorando

Lo siguiente que vemos es a Callie llorar a mares, porque Arizona ha ganado el juicio y tiene que entregar a Sofia. Ahora llevo un par de episodios diciéndoles que pensaba (y sigo pensando) que Arizona tenía que ganar este juicio. Es lo lógico para el bienestar de Sofia. Y todo lo que ha pasado en este juicio me hace estar muy enfadada con Callie por las decisiones que ha tomado hasta el momento. Dicho esto, igual se me ha roto el corazón por verla llorando así. Porque creo que a pesar de lo que mucha gente diga, la vida de Callie ha sido una putada tras otra sin descanso y lo único que era estable y seguro en su vida era Sofia y ahora ni eso.

Así que sí, sufro con Callie porque uno cuando quiere a alguien le quiere con todo y sus metidas de pata y creo que no hay nadie en este mundo que quiera tanto a Callie como yo. Así que sufro por ella, porque le va a tocar pagar las consecuencias de sus actos y la cosa se puede poner muy fea.

¿Recuerdan como unos episodios atrás les decía que me resultaba que las palabras de la abogada de Arizona podrían ser proféticas? En ese entonces pensaba que iban a ser proféticas para Arizona, pero no podía estar más equivocada, al menos ahora pienso que son proféticas para Callie y no por perder a Sofia, porque Callie no la ha perdido. Sí, ha perdido la custodia, lo que significa que ahora la peque vivirá con Arizona, pero ella aún tiene derecho a verla y visitarla (igual es una putada, pero sigan en el tren conmigo). Yo creo que la “profecía” se refiere a Arizona. Este año Callie ha metido la pata una y otra vez y ha sido una persona que ninguna de nosotros esperaba, todas lo hemos visto y hemos estado renegando ¿quién es esta persona? ¿Por qué Callie me cae tan mal este año? ¿Qué demonios le pasa a Callie? Y el precio que va a pagar por esa toma constante de malas decisiones es Arizona. Simplemente se ha cargado la amistad que quedaba entre las dos. Y por primera vez en la serie, es ella quien tiene que reflexionar, verse en el espejo y pedir disculpas. Algo que no nos había tocado ver en la dinámica de esta pareja.

Arizona tiene todo el derecho del mundo a estar super enojada con ella y encima tiene el poder que significa haber ganado el juicio de Sofia. Y Callie tiene una novia que cree que ama y por la que lo ha arriesgado todo, pero a la que ha rechazado a la hora de consolarse (que pobre Penny porque ella ni vela este entierro, la culpa no es suya) y ha perdido todo lo demás en el proceso. Perdió a Sofía, perdió a Arizona y lo más importante, se perdió a sí misma, porque la Callie que permitió que su abogada fuera a degüello no es la que nosotras amamos. No es la de siempre, así que ahora solo queda saber ¿cómo seguirá adelante Callie después de esto?

Por si fuera poco, quizá en la peor de las maneras, Callie ha venido a descubrir lo mucho que Arizona ama a Sofia y las cosas que está dispuesta a hacer por ella. Y todas esas dudas que siempre ha tenido respecto se han aclarado en este contexto.

Arizona abrazando a Sofia

Nuestra última escena es Arizona abrazando a Sofia después de recogerla. Tendría que estar totalmente feliz y brincando como saltamontes, pero más bien está reflexiva. Si ha ganado, pero el proceso ha sido terrible y todos han perdido por el camino. Y a pesar de todo, no siento que Arizona se sienta feliz por la pérdida de Callie.

Eso sí, está aliviada porque ahora no hay manera de que pierda a su bebé y ese es un miedo que la patinadora siempre ha tenido. Por primera vez en su vida, Arizona sabe con seguridad que Sofia es suya y no hay nada que nadie pueda hacer para separarlas.

De todo este desastre, lo que puedo sacar en positivo es que si Callie se ha perdido a sí misma, Arizona ha completado su arco de redención. Nos ha costado un ovario y la mitad del otro, pero por fin, la patinadora que todas amábamos está de vuelta. Durante todo este juicio Arizona fue the good man in a storm y ahora todo está en su lugar. Hasta la música acompañaba su vuelta.

And I’ll rise up (Y me elevaré)
I’ll rise like the day (Me elevaré como el día)
I’ll rise up (Me elevaré)
I’ll rise unafraid (Me elvaré sin miedo)
I’ll rise up (Me elevaré)
And I’ll do it a thousand times again (lo haré mil veces)
And I’ll rise up (Me elevaré)
High like the waves (alto como las olas)
I’ll rise up (Me elevaré)
In spite of the ache (A pesar del dolor)
I’ll rise up (Me elevaré)
And I’ll do it a thousand times again ( Y lo haré mil veces)
For you (por ti)

Me encanta ver a esta patinadora y me alegro muchísimo por ella, solo desearía que por una vez en la vida estas dos estuvieran a tono, porque cuando una sube la otra baja y ¡jamás se ponen de acuerdo!

En fin chicas, que lloro lágrimas de metal. De felicidad por Arizona, de tristeza por Callie y de desesperación por mí, porque soy como una ex novia obsesionada que no puede olvidarse del romance que tuvo y se empeña en seguir aferrada a una relación que está en las últimas.

Así que por el momento solo les diré que me ha costado mucho escribir este resumen de episodio y que mi único consuelo van a ser sus reflexiones en los comentarios porque es en estos momentos bajos en los que hay que estar unidas.

llorando

Así me ha dejado este episodio



Encuentra más noticias sobre:Anatomía de Grey, Callie y Arizona

El post Callie y Arizona: resumen de episodio 12×22 Anatomía de Grey fue publicado originalmente en Lesbicanarias. por Rogue



This post first appeared on Lesbicanarias: Noticias Lesbicas Para Llevar., please read the originial post: here

Share the post

Callie y Arizona: resumen de episodio 12×22 Anatomía de Grey

×

Subscribe to Lesbicanarias: Noticias Lesbicas Para Llevar.

Get updates delivered right to your inbox!

Thank you for your subscription

×