Get Even More Visitors To Your Blog, Upgrade To A Business Listing >>

Flozmin resumen semanal 7 – La Momia

En nuestro último resumen de lo que acontece en las vidas de Flor y Jazmín francamente alucinamos en colores porque las chicas nos describieron con sus cuerpos y almas el significado de la palabra “Garcheo” a todas aquellas que no somos argentinas. ¡Nunca una lección fue más bonita! Seguro que jamás se nos olvida.

Flor y Jazmín besándose en la cama

Ejemplo claro de post garcheo ¡cópielo con su novia y triunfe en el amor!

Nos habíamos quedado en que nuestra pareja se había reconciliado y dicen que el sexo de reconciliación es el mejor. Si a eso le aumentamos que todavía están en plena luna de miel pues explosión total. Lo que nos lleva a empezar el episodio con las dos en la camita hablando de la posibilidad de que si deseas algo con todas tus fuerzas se te cumpla. Jazmín piensa que sí, que la aseveración es cierta porque ella deseo muy mucho que Flor estuviera a su lado y ahí están las dos. ¡Awwwww pero que mona! Estados dos siguen dejando rastros de miel por donde quiera que pasan.

Flor: ¿Vos… sos mia?
Jazmín: Mírame. Sí.

Y lo que parecía un post garche se convirtió en pre garche porque hay que celebrar el amor y esta es una de esas cosas de las que una no se cansa. Eso sí, por desgracia en algún momento tienes que parar y por eso más adelante vemos a Flor desayunando con Miranda que intenta hacerle un tercer grado para que le cuente detalles de lo que pasó porque vio que Jazmín se quedó anoche y quiere chisme caliente. Pero Flor es de las que se lleva los secretos a la tumba así que no suelta prenda.

Pasa un rato y volvemos a ver a Flor que está lidiando junto a Mariano y Lucho con un imprevisto en forma de bebé que se ha dejado una persona en una habitación. ¿Hola? Bueno no es la primera vez que pasa pero anda que no es para matar a los padres. Miru se une al grupo e intenta cantarle pero se ve que su canto hipnótico no funciona como con Florencia.

Flor y Jazmín cuidando del bebé

Del sexo al niño hay un paso por eso ¡usen protección lesbicanarias!

Flor se lleva el peque a la cocina para ver si encuentra algo que darle de comer y no hay nada que puedan darle, así que Javo se va corriendo a comprarle. Jazmín aprovecha para cargarlo y dormirlo porque sus manos son mágicas para muchas cosas, algo que deja a Flor encantada y soñando con los futuros Flozminitos que pueden llegar.

Por la noche, Jazmín se pasa por el cuarto de Flor para despedirse con un beso porque no se quiere ir a su casa sin verla un ratito más. Además le dice que estuvo pensando en lo que le dijo por la mañana y que lo único que importa es que las dos se quieren. Luego se preocupa un poco porque ve que Flor está medio bajoneada y le pregunta qué le pasa. La morena sufre porque con lo del bebé vio las posibilidades de Jazmín como madre y cómo le cantó al bebé y fue super bonito. Pero a ella su mamá jamás le cantó una canción y entonces siente que se perdió esa experiencia tan bonita. Así que Jazmín que es una princesa azul de esas que te cumplen todos los sueños de inmediato se ofrece a cantarle.

Jazmín cantándole a Flor

Fue un momento hermoso solo eclipasado porque contaban las malas lenguas spoileadoras que Jazmín le cantaría a Flor y fue cierto, pero claro mis expectativas respecto a esta escena eran grandes. Es lo que tiene imaginarse las escenas antes de verla. Así fue bonito de ver pero al mismo tiempo triste de escuchar porque ¡la voz de Jazmín no se escucha jamás! ¡Me han robado una canción!

Las chicas se quedan dormidas en esa posición y así amanecen. Jazmín se despierta lista para trabajar pero Flor le indica que ella es su jefa y por tanto le ordena que se lo pase con ella. Igual Jaz le dice que no puede porque Javo anda depre por lo de Virginia y no lo quiere dejar solo, pero eso no quita que le de tiempo de darse un poco de amor por las mañanas, así que besito que te pego, jugueteo, más besito y ¡entra Miranda!

Flor da un salto de tres kilómetros al otro lado del cuarto para de inmediato soltar un: ¡No estábamos haciendo nada eh! que Miranda no se cree en ningún momento y contesta con un guiño de ojo antes de que Jazmín salga del cuarto para ir a trabajar.

En la cocina Jazmín está de super buen humor haciéndole bromas a Javo que le corresponde con ese buen rollito que siempre tienen los dos. Una que no lo está pasando tan bien es Flor que ha acompañado a Miru al hospital porque su amigo Damian tuvo un accidente y está muy malito así que está super triste.

Flor mirando a Jazmín

Cuidadito con lo que dices comadre

Más adelante vemos a Flor ayudando a Jazmín en la cocina porque está sola y se le acumula el trabajo. Las dos estaban ahí platicando cuando llama por teléfono la “raba golden” y pone de los nervios a Flor que pensaba que había desaparecido del sistema para siempre. Jazmín platica normal con ella por el teléfono pero echándole ojo de vez en cuando a Flor para ver que cara pone. Así es como nos enteramos de que a Elena le aburre Berlín porque es todo muy silencioso. ¡Normal! Venir a España deberías que aquí somos más ruidosos.

También descubrimos que Elena le mandó un regalito a Jazmín pero todavía no llega. Algo que tampoco le hace ilusión a Flor que todavía siente su sombra alargada cernirse sobre su naciente relación.

Flor enojada con Jazmín

Esa noche, las dos se juntan para ver una película en el cuarto de Flor y hasta ahí les hacen llegar el regalito que es un cuadro de uno de los pintores favoritos de Jazmín. Lo sabemos porque apenas llegó le abre una esquinita, pero la cierra en cuanto le ve a Flor la cara de mala de película potenciada. Brazos cruzados, mirada de reojo, etc.

Flor se frikea por los celos y Jazmín capea el temporal como puede y la invita a desayunar en su casa a la otra mañana porque ella no tiene que trabajar. La morena acepta pero se queda ahí con el clavito metido en el ojo. Encima al otro día llega a desayunar y lo primero que se topa cuando entra es el cuadro de Elena recién colocado en el salón de Jaz. Todo sea dicho ¡el cuadro está muy guay! Yo también lo pondría jeje.

Flor peinando a Jamzmín

Flor confesando ser una profesional de la tijera jeje

Las dos comen juntas y el momento cuadro queda olvidado porque se dedican a decirse cosas bonitas en la mesa y a pensar en como podría ser su vida juntas. Flor se imagina a Jazmín pintando y ella observándola pero Jaz quiere saber qué haría ella y le recuerda que tenía la ilusión de poner la peluquería. Flor siente que con todo lo que pasa a su alrededor ese sueño estaría muy lejano, así que Jaz la consuela un poco diciéndole que en lo que llega el momento de ponerse en acción puede entrenarse peinándola a ella. ¡Awww! Por cierto, el momento gracioso del episodio fue cuando Flor le dijo a Jaz que ella es una “profesional de la tijera”.

Ya que están soñando, Flor que no es lista ni nada, le dice a Jazmín que le encantaría que ella fuera la modelo de los carteles de la peluquería ahí en plan desnuda cubriéndose el pecho con el pelo. Ais mi Flor… me da a mi que con ese cartel tendría mucha pero que mucha clientela. Luego Flor se nos pone un poco triste porque piensa que en nada se le acaba el tiempo y tienen que decidir lo que pasará con el hotel y ya sabemos que a ella la incertidumbre le pone muy nerviosa.

Y los nervios llevan a Flor a empezar a soltar todo lo que le está molestando y no es solo el hotel, el cuadro es como una espina en el dedo para ella. Jazmín no entiende nada porque en un minuto estaban super acarameladas ya ahora tiene ahí a Flor reclamándole que haya colgado el cuadro de Elena y ella flipando en colores. Además Flor le dice que siente que tiene pena de ella y por eso le intenta dar ánimos falsos con lo de que le peine el pelo.

Jazmín: ¿Pero qué pasó?
Flor: Está todo bien, obvio, sí, RE, no es con vos. Soy yo, que estoy con esto. Que se rifa el hotel, que no sé que voy a hacer, que Virginia está fuera y yo estoy sola ¿viste?
Jazmín: No, yo estoy con vos, no estás sola.
Flor: Tú estás conmigo hasta que te llama Elena y te vas en diez minutos.

¡Auch! ¡Se nos pudrió todo señoras! Cual ninja asesino el pleito entró cuando menos nos enterábamos y de un katanazo acabó con toda nuestra felicidad. Flor se cabrea y se marcha y Jaz se queda totalmente confundida. Encima, cuando la morena llega al hotel Lucía le dice que ella no quiere quedarse con el hotel y la deja deprimida para siempre.

Luego la vemos en su cuarto intentando grabarle un mensajito a su novia para pedirle perdón por el pancho que le armó por el cuadro porque reconoce que no tuvo razón. El mensaje se le borra pero en eso tocan a la puerta y es su chica, así que ya puede disculparse personalmente.

Flor y Jazmín hablando en la puerta

Yo quería concentrarme en esta conversación pero ¡abdominales!

Jazmín viene a hablar con Flor de algo muy importante. Elena forma parte de su pasado y todas las cosas que ha hecho la han convertido en la persona que es hoy y no quiere borrarlas de un plumazo solo porque Flor esté insegura. La pelirroja la quiere a ella y eso está claro, pero Elena fue una persona importante para ella y no quiere quitar el cuadro.

Flor empezó con ganas de disculparse pero el discurso de Jazmín le toca la moral y le conteste que le parece bien, que si Dani luego le regala algo le va a tocar a ella aguantar vara. Las dos se medio arreglan pero se nota que el tema sigue ahí molestando y mucho a Flor que no puede evitar estar celosa.

Igual al ratito se vuelven a ver y Flor pide perdón ahora sí de verdad y Jazmín la entiende al momento porque sabe que su chica no lo hizo en mal plan. ¡Todas felices otra vez! Y aquí hago un apunte rápido porque toca hablar del tema de los acentos, porque yo como mitad española y mitad mexicana , me lo he pasado bomba con las imitaciones que han hecho las Flozmín de estos acentos. ¡Espero que no termine aquí la cosa que me hace mucha gracia siempre que lo hacen!

Como todo lo bueno se acaba, Jazmín se tiene que ir a trabajar, pero le propone a Flor que por la noche hagan un “pijama party”, el subconsciente de Flor dice de inmediato que sí y añade un “pero sin pijama” que me hizo soltar la carcajada en su momento. Así que ¡tenemos plan!

Flor y Jazmín brindando

Flor y Jazmín se preparan para una comida romántica y me han hecho reír mucho porque yo soy mexicana y todo esa escena de abrir la botella si cierras los ojos y la tomas en doble sentido puede dar para mucho. Que si “mételo más adentro”, que si “es que este cosito es nuevo”. En fin, prueben a escuchar esa conversación con oídos mexicanos que me lo van a agradecer.

Igual no soy la única con ese tipo de mente, porque cuando Jaz le propone a Flor que confíe en ella y le tapa los ojos con un pañuelo para pintar juntas, se le sale un “Cincuenta sombras de Jaz” que seguro que también les sacó la carcajada a todas. No es que el cuadro sea una obra maestra, pero se divirtieron tanto haciéndola que ¡hasta lo colgaría en mi sala! Vale, flipé un poco, no era para tanto.

Por la noche las chicas están disfrutando de un momento romántico en el sillón cuando Jaz no puede más con lo que tiene dentro y le suelta un “Te amo” a Flor que se queda totalmente extasiada. Es la primera vez que lo dice en voz alta, porque Jazmín tenía miedo de presionarla, pero lo ha sentido desde hace muchísimo tiempo, casi que desde que la conoció. Flor no cabe en sí misma de la felicidad por la declaración y las dos se quedan abrazadas en el sillón disfrutando del momento.

Al otro día las dos llegan juntas al hotel y Jazmín se ofrece a entrar en otro momento para que la gente no las vea a las dos juntas. Pero Flor le responde que ella no quiere esconderla para nada, que no le importa que sepan que están juntas. Igual todavía se pone un poco nerviosa así que no entran de la mano, pero fue muy mono.

Luego vemos que Flor recibe de sorpresa un regalo que son unas entradas para ir a ver el fútbol, de inmediato piensa que fue Jazmín así que va a agradecérselo super emocionada y de paso la invita a ir con ella, pero Jaz no fue. Luego piensan en Vir pero tampoco ¿de quién vendrá ese regalo misterioso?

Lolita se apunta a llevarlas al estadio, así que ella y Flor se quedan en el coche esperando a que Jazmín se vista para ir al campo y Lolita aprovecha para decirle a Flor que ella, cuando salió con una chica la primera vez, también se sintió rara, pero que eso se pasa, que una se construye a sí misma y a sus circunstancias y que poco a poco se sentirá más cómoda estando en público con Jazmín. Además le dice que la admira porque tiene muchos ovarios para haberse lanzado así. Flor la abraza porque sus palabras le dan muchos ánimos.

Flor y Jazmín en el fútbol

Jazmín no tiene ni idea de fútbol, pero para eso está ahí Flor, para contarle todos los secretos, enseñarle la jerga y emocionarse por las dos. Las chicas se lo pasan genial porque Jazmín es re copada (me entreno en mi argentino) y se acopla muchísimo intentando entenderlo todo y gritando como si fuera la más fan. Lo hace tan bien que Flor hasta se pone un poco triste de pensar que en un futuro va a tener que ir con alguien más al campo, pero Jazmín de inmediato le dice que aunque a ella no le guste el fútbol, la va a acompañar siempre que quiera porque se lo pasa bien solo por estar con ella. ¡Corazones salen de la pantalla señoras! Y hay alguien misterioso mirando desde afuera que seguramente es esa misma persona que le regaló las entradas a Flor.

Al otro día, Flor está hablando con sus hermanas sobre el tema de lo que pasará con el hotel, porque están todas con la incertidumbre de lo que va a pasar cuando se termine el tiempo y por fin descubran cuál era el plan que tenía su padre. Jazmín también está preocupada pero por Flor, porque siente que le hotel es una parte muy importante para ella y teme que si todo se va al carajo lo resienta muchísimo.

Más adelante las chicas se juntan un ratito para hablar y Flor le cuenta a Jaz los problemas que están teniendo para ponerse de acuerdo sobre lo del hotel, porque Miru y ella se lo quieren quedar pero Karla y Lucía no y Virginia está ahí entre azul y buenas noches. Además ella sufre porque siente que el hotel la conecta con su papá y teme perder eso. Jaz le dice que siempre estará conectada con su papá y con sus hermanas también porque ahora que se conocen aunque tengan pleitos se han quedado unidas para siempre. Además, aunque sea triste, todos estarán bien si eso llega a pasar y han vivido experiencias muy bonitas.

Flor se va poniendo mucho más nerviosa a lo largo del día y al final se va llorando del hotel porque no puede con la sensación de que se le va a romper su familia y toda la estructura que tenía. Jaz se queda super preocupada, pero respeta que necesita su espacio. Eso sí, le manda mensajitos para asegurarse de que está bien.

Jazmín habla con Virginia sobre Flor y lo que ella está sintiendo y la cuñada de todas le dice que Flor no estará sola pase lo que pase porque tiene a Jazmín. La pelirroja dice que sí, que ella la va a cuidar totalmente.

Flozmin beso

Por la cocinera se pasa por el cuarto de su novia para asegurarse de que está bien, pero Flor está super mal. Ha estado llorando, tiene tics, se le nota super nerviosa. Jazmín le pregunta por qué no le avisó que había llegado y ella le contesta que no quería que la viera así tan mal.

Jazmín: Yo no quiero que me escondas tus cicatrices. Yo te quiero así como sos, con tus cosas buenas, con tus cicatrices y cada ves que sientas que te estás rompiendo, que estas triste o lo que sea, contá conmigo, porque estoy con vos.

¡Aww que mona! Las dos quedan en la noche para marcharse juntas a su casa y cuando van a salir le toca a Jazmín ponerse triste porque ahora tendrá que empezar de cero y ya le tenía cariñito a la cocina y al hotel. Ya saben, es difícil empezar de cero. Así que las chicas se toman una fotografía en la cocina, porque es el lugar en el que se conocieron y se enamoraron, así que lo quieren inmortalizar.

Flor y Jazmín abrazadas

Al otro día Flor y Jazmín se reúnen un ratito para hablar sobre el futuro de Flor que más o menos está organizado porque ya tiene todo los papeles listos para rentar el local donde piensa poner la peluquería. Igual está nerviosa porque para eso necesita el dinero de la herencia y todo es muy volátil. Jazmín le dice que de momento se concentre en ella y pase de lo que no puede controlar. Además Flor está triste porque se cumple un año de que murió su padre y parece que ninguna de sus hermanas se acuerda.

las chicas se reúnen en la escribania para descubrir por fin qué plan tenía su padre con todo este asunto del hotel. Todas sufren un poco porque no saben nada de Karla y no tienen ni idea de si va a ir o no y de eso depende que les den el dinero. Además todas andan medio sensibles porque piensan que se cierra un círculo y que se van a separar. Igual todo se arregla porque Karla llega en el último de los minutos y por fin pueden ponerse al lío.

Llega el momento de tomar la decisión y pleito farrullero entre las cinco porque no se ponen de acuerdo. Lucia y Karla quieren el dinero, Miru, Flor y Virginia quedarse con el hotel. No se puede avanzar hasta que se pongan de acuerdo y parece que será imposible, así que en ese lugar hay una de gritos, reclamos y nefasteo generalizado. Al final todas cambian el voto a recibir el dinero para trauma de Flor que se queda super deprimida y cuando creíamos que por fin tendríamos respuestas ¡el abogado dice que falta alguien y es Mario Estrella! ¡WTF!

Miranda y Flor llorando

Miranda expresando el sentir del fandom

Pues sí señoras, el papá de las Estrellas está vivo y no sé ustedes pero un hombre que hace llorar a mis cinco chicas favoritas de golpe tiene la negra conmigo. Todas están super shockeadas y cabreadas porque no entienden qué ha pasado. Mario les dice que pensaba que era la única cosa que se le ocurrió para unirlas. Obviamente todas se lo toman fatal, excepto Karla que sufre pero al mismo tiempo está contenta o al menos lo expresa más. Flor por su parte tiene muchísimos tics y va super mal por la vida. Llega un momento en que se agobia tanto que no puede respirar así que todas se van enfadadísimas del lugar.

Las estrellas llorando

Logro desbloqueado, hacer llorar a tus cinco hijas al mismo tiempo

Flor y Virginia se van por su lado y platican en el coche de que no entienden nada y que les parece algo demasiado fuerte lo que ha hecho. Flor se marea y se pone cada vez peor así que le dice a Virginia que necesita estar sola y tomar el aire así que sale del coche y se pone a caminar sin rumbo. Al final termina llorando en la banqueta y le llama a Jaz porque es la persona que necesita escuchar en esos momentos.

A Jazmín casi le da un ataque porque Flor está llorando y encima como caminó a lo loco no sabe donde está, pero al final todo se arregla y Virginia la encuentra y la lleva al hotel. Ahí se encuentran con su mamá y todo el progreso que había hecho Flor se cae de golpe porque con los nervios se empieza a pegar y los tics están a máxima potencia. Todo el mundo está llorando, pero Flor le dice a su mamá que ella está feliz porque su papá está vivo, aunque no entienda nada.

Flozmin en el parque

En el parque, Flor y Jazmín tienen un momento muy bonito. La morena está muy confundida por lo de su papá y se pregunta si no es un imbécil. Jazmín casi que por dentro sabe que sí, pero también entiende que Flor necesita alguien objetivo que la ayude y le cuenta que cuando encontró a su mamá en París iba con la intención de reclamarle que la hubiera abandonado, pero cuando la vio solo sintió ganas de abrazarla y no pudo hacer otra cosa que perdonarla. Flor llora porque no sabe si ella será capaz de poder perdonar a su papá y Jazmín le aconseja que por lo menos lo intente.

Al otro día por la mañana, las chicas se reúnen una vez más para saber qué van a hacer con el hotel. ¡Nunca acaba esa reunión! Obviamente con los nervios todo el mundo está histérico y lo desquitan la una con la otra. Encima mientras discuten reflexionan que si su padre está muerto no hay herencia ¡mal rollito!

Luego vemos a Flor decirle a jardín que sigue super trabada porque por un lado se alegra de que su papá esté vivo y por el otro quiere matarlo por la ocurrencia estúpida que tuvo. Además la mentira que le contó hace que sienta que las cosas entre ellos han cambiado y no lo puede ver igual. Jazmín le dice que igual si habla con él con más tranquilidad le puede explicar mejor por qué decidió hacer las cosas que hizo. Además por si esos fueran pocos sentimientos se siente culpable, porque ella no lo quiere ver pero al mismo tiempo siente que es la única que está feliz porque él regresó.

Flor siente que con su padre siempre hay algo malo, que las cosas buenas siempre están teñidas por otras que él hace mal. Jazmín le dice que puede ser algo inherente al ser humano más que a su papá, que en el fondo todos tenemos cosas buenas y malas y no podemos elegir quedarnos solo con las que nos conviene.

Y así señoras nos quedamos esta semana. Con Flozmín más fuerte que nunca pero un caoos total fuera de su relación porque ha implosionado el mundo del hotel gracias a Mario Estrella. ¿Cómo lo ven ustedes? ¿Perdonarían a su padre si les hiciera algo así? ¿Cuál fue su momento favorito entre Flor y Jazmín esta semana?

¿Tienes Telegram instalado? Recibe nuestros artículos al momento en tu teléfono suscribiéndote a nuestro canal.

El post Flozmin resumen semanal 7 – La Momia fue publicado originalmente en Lesbicanarias. por Rogue



This post first appeared on Lesbicanarias: Noticias Lesbicas Para Llevar., please read the originial post: here

Share the post

Flozmin resumen semanal 7 – La Momia

×

Subscribe to Lesbicanarias: Noticias Lesbicas Para Llevar.

Get updates delivered right to your inbox!

Thank you for your subscription

×