Get Even More Visitors To Your Blog, Upgrade To A Business Listing >>

Mañueco plantando un pino

No sabía por dónde empezar así que empiezo por aquí:

Fernández Mañueco anuncia que el Ayuntamiento plantará más de 1.700 árboles para continuar haciendo de Salamanca una ciudad más habitable y saludable




http://noticias.aytosalamanca.es/es/hemeroteca/noticia_1169_1396058407294

En esta noticia del pasado 21 de marzo (con foto de alcalde plantando arbolito incluida) se nos contaba que el ayuntamiento iba a comenzar una importante labor de forestación urbana introduciendo nuevo arbolado allá donde fuese posible, hubiese o no alcorque y sustituyendo aquellos ejemplares secos o desaparecidos.

Como últimamente la palabra "populismo" está en boca de todos, me gustaría ofrecer mi punto de vista al respecto, aportando testimonio gráfico e invitando una vez más a la reflexión en unos tiempos en los que el fanatismo y la delegación de opinión en idearios de partido lanzados a través de los medios, están tan de moda.

Al igual que miles de salmantinos no resido habitualmente en la ciudad y regreso a ella algunos fines de semana y en fechas señaladas; creédme que el panorama que uno se encuentra a veces es desolador y demasiado triste. Uno se cuestiona si aquí ya queda suficiente gente como para revertir la situación y en caso afirmativo, si tienen alguna intención de hacerlo.

Vuelvo a Garrido, mi Barrio, un lugar en el que los mayores de 65 años ya superan el 30% de una población cada vez más mermada. Un barrio en el que a todos esos abuelos se les está privando de un espacio urbano saludable y seguro, convirtiendo estrechas calles en aparcamientos en batería en el que los morros de los coches se comen las aceras e impiden el paso, en el que se eliminan medianas de avenidas sin tráfico para mantener dos carriles por sentido obligando a cruzarlas de una vez, en el que las estadísticas sobre comercio minorista son alarmantes con cada vez más locales vacíos y un barrio cuyo parque móvil se ha reducido drásticamente en los últimos años hasta contar con escasos 4600 turismos pero en el que se destroza el único espacio verde interior para construir un aparcamiento subterráneo de más de 800 plazas haciendo creer a los vecinos (mayoritariamente jubilados) a través de una NEFASTA POLÍTICA DE MOVILIDAD, que existía una fuerte demanda de aparcamiento después de haber llenado las calles del barrio con coches que han salido espantados de zonas más céntricas en las que en los últimos años se ha ido iplantando la ORA.

Así que salgo a pasear por mi barrio y lo primero que me encuentro es Federico Anaya, María Auxiliadora o como coño quiera llamarse la avenida central que atraviesa nuestro barrio de norte a sur.


Próximamente se reformarán las aceras de esta avenida y de otras muchas. No penséis que se han planteado ensancharlas en una vía en la que el tránsito peatonal es elevado y en las que los enormes contenedores de basura de recogida lateral impiden el paso (La adjudicación del sistema de recogida de basuras a FCC daría para muchas entradas del blog) Nos cambiarán los bordillos y el pavimento porque en esta ciudad no se pueden eliminar carriles de circulación que solo sirven para estacionar de manera irregular mientras se compra el pan o tabaco, o simplemente estrecharlos para así lograr más espacio peatonal ¡A quién le importa! Esto es Salamanca.

De la "poda" del arbolado de esta calle no voy a hablar por no herir sensibilidades, simplemente pinchad en la imagen anterior y sacad vuestras conclusiones.

Así que me puse a callejear por el barrio para ser testigo de esa revolución verde que nos anunció Mañueco mientras se sacaba la foto plantando un árbol en cuesta de Moneo.






Así han sustituido los cuatro aligustres que había en la entrada de la calle Ayala. En lugar de cuidarlos, regarlos y replantarlos si no han logrado prender, colocarles tutores para que los coches y furgonetas no tronchen sus finos troncos, han optado por la solución más sencilla: SELLAMOS LOS ALCORQUES. MUERTO EL PERRO SE ACABÓ LA RABIA. Lo sorprendente es la pasividad del vecindario, de la oposición municipal, de colectivos ciudadanos... No entiendo esta falta de sensibilidad charruna con gente que ve herido su pundonor cuando se llevan unos papeles que ni sabían que existían y que ni se inmuta mientras ve cómo se trata el lugar en el que viven.

Y sigo paseando por el Barrio...

Calle Bolivar. Árbol desaparecido desde hace más de un año. Jamás se ha replantado. ¿Cuál va a ser la solución? ¿Sellarlo también? 



 El barrio está lleno de alcorques vacíos, magnolios secos que permanecen así meses y DEJADEZ ABSOLUTA, COSA A LA QUE A LO MEJOR LOS QUE VIVIS EN SALAMANCA DE CONTINUO ESTÁIS ACOSTUMBRADOS PERO QUE NO ES NI MEDIO NORMAL EN UNA CIUDAD.












El caso de la calle Los Ovalle es especialmente sangrante. Cuando se reformó SE TALARON varios grandes árboles. Tras las obras se plantaron pequeños arbolitos que hoy han desaparecido ¿Qué excusa van a poner? ¿Que en esos alcorques no es viable el arbolado cuando en ese mismo lugar crecían hace pocos años ejemplares de gran porte?

AHORA QUE VEIS LOS ALCORQUES VACÍOS EN LA CALLE DE LOS OVALLE PORQUE NO SE HAN CUIDADO LOS PEQUEÑOS ÁRBOLES QUE ALLÍ SE PLANTARON, QUIERO QUE RECORDÉIS LO QUE HABÍA EN ESA CALLE Y LO QUE SE HIZO:



Y ahora si a nadie se le ha caído la cara de la verguenza, seguimos:



Y para finalizar os dejo esta imagen de la calle El Greco que creo que resume fielmente esa mentalidad pueblerina del charro egoista que destroza su ciudad:



Se esperan opiniones. Os dejo un poco de música de la que a mí me gusta:



This post first appeared on Blogsalamank, please read the originial post: here

Share the post

Mañueco plantando un pino

×

Subscribe to Blogsalamank

Get updates delivered right to your inbox!

Thank you for your subscription

×